calzado
Mucho se habla de las lesiones de los futbolistas que juegan y entrenan en césped artificial. Se achaca a estas superficies la facilidad para ocasionar lesiones a los deportistas. Pero debemos tener en cuenta que cualquier sistema, sea de césped natural o artificial, si no recibe un buen mantenimiento, se convierte en un sistema con propiedades deficientes para la seguridad del deportista. En este caso podríamos pensar que si un campo de césped natural no se mantiene adecuadamente, se crean calvas y zonas con muchas irregularidades en el terreno, lo que igualmente ocasionaría lesiones a los deportistas.

 

Un buen terreno de césped artificial, bien mantenido y refrescado convenientemente (que no mojado), así como el uso del calzado apropiado suela/taco tipo AG y/o MG con TACOS CORTOS –siempre menores de 1 cm.- y un correcto entrenamiento con potenciación de estiramientos, sería suficiente para que no hubiera más lesiones, especialmente de rodilla.

En los estudios que ha realizado la F.I.F.A. tanto en sus campeonatos mundiales Sub-17, donde se han celebrado partidos sobre hierba natural como artificial, así como los del Campeonato Universitario norteamericano (NCAA), éste tanto en hombres como en mujeres, no se aprecian diferencias significativas en cuanto al número de lesiones habidas y el uso de ambas superficies. Hay que tener en cuenta de que se celebran en terrenos de césped artificial con el calzado adecuado y perfecto mantenimiento.

 CALZADO

  El calzado adecuado para jugar en terrenos de césped artificial de 3ª generación, (que tengan un correcto mantenimiento), se recomienda una bota con TACOS CORTOS (menores de 1 cm. de largo), suela/taco tipo Traxion Artificial Grass (AG) (ovalados), que permiten el reparto de las cargas que sufre el cuerpo y una protección adicional para proteger el cuero de la abrasión. Si la longitud de la fibra (hierba) es menor, al estar más desgastado el terreno o con poco mantenimiento, se recomienda una bota con suela/taco tipo Multi Ground Grass (MG) (multitacos: suela de 22 tacos), que también tienen protección contra la abrasión. Para los campos de césped artficial de 2ª generación (casi moqueta), los Taxion turf o similares, pero no está diseñado este calzado para jugar en hierba artificial; y para terrenos más duros, las suelas de tipo Traxion Hard Ground (HG) o similares, pero éstos carecen de la parte protectora que sí poseen los modelos anteriores. Las marcas comerciales, comienzan a etiquetar su calzado con la etiqueta correspondiente cuando sea indicado para césped artificial.
  Lo ideal es usar dos tipos de botas según el tipo de superficie que se puede encontrar el jugador: AG o multitacos (MG) y, sobre el mismo terreno, elegir el adecuado.
    MANTENIMIENTO DEL CÉSPED ARTIFICIAL
 El comportamiento biomecánico del campo de fútbol se desgasta (pierde sus propiedades de deslizamiento, amortiguación, resistencia a la rotación, etc) por la excesiva competición, la acción de los rayos solares UV, el mantenimiento insuficiente. El campo se debe descompactar más que regar. El campo se refresca para bajar su temperatura y limpiarlo.
El comportamiento de un campo es distinto si también se utiliza en sentido transversal para Fútbol 7, ya que la amortiguación en las zonas de portería de Fútbol 7 es distinta por el desgaste con el uso. Igualmente, recomendaron que no siempre los porteros entrenen en la misma portería, que vayan rotando por
todas las que tenga el campo para igualar el comportamiento del terreno. Se
recomienda descompactar el terreno tres veces al año, preferentemente con las máquinas especiales que hay para ello. Hay casas especializadas en el mantenimiento de los terrenos de césped artificial, como Mantenturf.

Antequera ha querido convertir una de las rotondas de la circunvalación de la ciudad en un homenaje a la Vega antequerana y sus labriegos. Se ha creado un espacio diseñado para albergar la estatua de “El labrador” que antes se encontraba ubicada en otro lugar de la ciudad. Para dar la nota de color (verde en concreto) el arquitecto municipal optó por una combinación de gravas y césped artificial para la superficie de la rotonda.

La ejecución de la superficie de césped artificial ha sido responsabilidad de Mantenturf, que ha instalado unos 600 m2 de césped artificial de 20 mm de altura en un color verde muy vivo y que da gran empaque a la rotonda. Además la combinación con las gravas convierte a esta rotonda en “libre de mantenimiento”, es decir, que no hay que realizar ninguna acción de mantenimiento a  los elementos de la misma. Antequera se suma así a la gran cantidad de ciudades de Málaga y Andalucía que prefieren construir rotondas con materiales como el césped artificial, que reducen considerablemente los gastos de mantenimiento y se mantienen siempre con buen aspecto.

Os dejamos algunas fotos de este trabajo y del proceso de instalación.

IMG_5419 IMG_5420 IMG_5424 IMG_5440

En Antequera acaba de abrir una nueva terraza de verano, pero no es una más, es El Cortijo.

En un espacio muy especial, rodeado de arboleda y lejos del mundanal ruido, sus promotores han diseñado un concepto de terraza Lounge y Chill Out, con la intención de crear un ambiente diferente, muy agradable y relajante, donde poder tomar un café, una copa o un zumo acompañado de buena música.

Dentro del diseño de sus promotores se pensó en poner todo el suelo de césped artificial. Así que se pusieron en contacto con nosotros para este apartado. Mantenturf a colaborado en el asesoramiento en cuanto a preparación del terreno y elección de la superficie, y hemos realizado la instalación de todas las superficies de césped que dispone esta gran terraza, de más de 400 m2.

Hemos quedado muy satisfechos del resultado de nuestro trabajo, que se ha visto realzado por la calidad del diseño de los promotores y de los demás materiales utilizados como la madera de roble, los cristales y el mobiliario, todo de primera.

La verdad es que es una de las mejores terrazas que hemos visto 🙂

IMG_4700

 

IMG_4701

Os dejamos un vídeo para que podáis verlo con más detalle.

video El Cortijo

 

(Publicado en la revista “Instalaciones Deportivas Hoy”, numero 2 Abril- Junio 2013 )

La cuestión del mantenimiento de las superficies sintéticas de césped artificial (que suelen suponer miles de metros cuadrados en muchas instalaciones deportivas) está siendo en estos últimos años un foco de atención para los gestores deportivos, ya que la mayoría (ya sea en el ámbito público o privado) cuentan en su parque de instalaciones con campos de fútbol, pistas de padel, tenis, campos de hockey, todos ellos construidos con este tipo de superficies. Vamos a ofrecer en este artículo una nueva aproximación, desde el punto de vista del gestor deportivo, hacia como afrontar con éxito la gestión del mantenimiento de los campos deportivos de césped artificial.

campos_de_futbol

Cuando hablamos de estos campos, todos sabemos que tienen un peso relativo importante dentro de la instalación o complejo deportivo, que se deja ver en la cuenta de resultados, tanto en ingresos como en gastos, y un peso igual o mayor si cabe en la percepción del cliente de la instalación deportiva, con un número elevadísimo de usuarios por año normalmente. Motivos por los cuales hay que prestar una especial atención a su mantenimiento. La importancia del mantenimiento desde el punto de vista de la gestión de estas superficies radica en los siguientes factores:

Rentabilidad: La inversión inicial realizada para la construcción del campo deportivo debe amortizarse en un número determinado de años que nos facilite un equilibrio económico contando con dichas amortizaciones. Por lo tanto el campo debe durar en estado “productivo”, es decir, utilizable con la calidad suficiente, un periodo determinado de tiempo. Por ejemplo, un campo de fútbol con un uso de 40 horas semanales deberíamos amortizarlo en 10-12 años. Una pista de padel con un uso de 45 horas a la semana, su superficie de césped artificial debería aguantar en un estado correcto para el juego 3 o 4 años, después de los cuales debe darse por amortizada y ser reemplazada.
Seguridad: Un correcto mantenimiento del campo deportivo debe garantizar la seguridad de nuestros clientes cuando utilizan el campo (prevención de lesiones por mal estado de la superficie y accidentes por mal estado o funcionamiento de los equipamientos), y la seguridad de cumplir con la normativa vigente.

Eficiencia: Aumentamos el factor de eficiencia si conseguimos tener un conocimiento permanente del estado del campo, para lo cual debemos seguir un método ordenado y riguroso.
Eficacia: Con una buena gestión del plan de mantenimiento aumentamos la eficacia en cuestiones como el uso racional de los recursos humanos y medios materiales disponibles, el máximo ahorro y menores costes y minimizamos el deterioro y desgaste de la instalación.

cuadro obj mantenimiento

Los pasos que el gestor deportivo debe dar hacia conseguir la correcta gestión del mantenimiento del campo deportivo empiezan en la fase de diseño del mismo.
Según el “FIFA Quality Programme”, que es el programa de excelencia de la FIFA para las superficies de césped artificial, los pasos claves para obtener una buena instalación deportiva digna de su certificación son:

p12_FPP-USPs-en

En la primera fase “Comprehensive project Management” el gestor deportivo debe aportar al proyecto el “plan de necesidades de la instalación deportiva” que intentará facilitar mediante el ajuste del diseño la realización de todas las tareas de uso y conservación que luego va a soportar el campo (circulaciones de usuarios, acceso y localización de servicios de los que deben hacer uso los mismos, necesidades de las operaciones de mantenimiento como el correcto acceso de vehiculos y maquinaria al campo, acceso de los suministros, etc).
La segunda y cuarta fase, correspondientes a la construcción propia de la superficie deportiva, son quizás en las que el gestor únicamente debe cumplir una misión de apoyo a la dirección técnica de la obra en la supervisión de las ejecuciones, en el apartado deportivo.
La tercera fase se refiere a la elección del sistema de césped artificial. Es muy importante la correcta elección de los sistemas de superficies deportivas a instalar, que sean acordes en precio y prestaciones al uso que después se le va a dar a la instalación deportiva (deporte base o élite, uso intensivo o no, ect)
La última fase que recoge este Programa de la FIFA es la correcta aplicación de un Plan de Mantenimiento a la superficie y los equipamientos. Esta será la fase más larga de todas y que supone el día a día del gestor y su equipo.
Profundizando ya en esta gestión del Plan de Mantenimiento, debemos saber cuales deben ser los objetivos generales del Plan:

  • Educar a nuestros usuarios: Informar y enseñar a nuestros clientes usuarios de los campos deportivos cuales son las normas a seguir para el uso o estancia en el campoes fundamental. Los usuarios son el agente externo que más influye sobre el estado   del campo. Debemos poner carteles con las normas de uso y llamar la atención a  aquellos usuarios que no las cumplan hasta conseguir la asimilación de estas normas por parte de todos.

cartel normas de uso campo

 

  • Conseguir recursos económicos suficientes: Para poder realizar un Plan de Mantenimiento debemos asignarle un coste y su correspondiente asignación presupuestaria. Parece obvio, pero la mayoría de entidades no contempla en sus previsiones esto. El coste básicamente estará compuesto por: Personal propio dedicado al mantenimiento, compra de suministros y servicios  profesionales contratados.
  • Formación del personal propio: Instruir al personal de mantenimiento en la inspección, tareas de mantenimiento rutinarias y reparación básica de los equipos y superficies que componen el campo deportivo.
  • Metodología: Debemos establecer una metodología adecuada a la gestión del mantenimiento que nos permita desarrollarlo con éxito. Para el caso del mantenimiento de campos deportivos es aconsejable la conocida metodología PDCA (Plain, do, check, adjust): planificar, realizar, verificar, ajustar. Con estos sencillos pasos cumpliremos con nuestro objetivo.

Empezaremos dando el primer paso que nos marca el método PDCA, que no es otro que Planificar el Mantenimiento. Debemos recoger en un documento los objetivos generales del mantenimiento, las instalaciones deportivas a las que se va aplicar y las tareas que conlleva cada objetivo para su consecución. Por lo que si tenemos, por ejemplo, en nuestras instalaciones un campo de fútbol 11 y una pista de padel, necesitaremos desglosar estas instalaciones en sus componentes (porterías, superficie de juego, sistema de riego, estructura metálica, cristalería, ect).
De cada componente estudiaremos cuales son las tareas de mantenimiento que se le deben realizar y la periodicidad con las que hay que realizarlas. Debemos de tener en cuenta que las tareas de mantenimiento incluyen la inspección, el mantenimiento preventivo y el mantenimiento correctivo.
El segundo paso de la metodología será empezar a aplicar de forma práctica el Plan de Mantenimiento que hemos diseñado. Para esto debemos realizar una asignación de recursos a las tareas, y una coordinación temporal de estos recursos. En este apartado el gestor tendrá que asignar tareas a su personal de mantenimiento (para las cuales deben estar debidamente formados), disponer de los medios adecuados (por ejemplo un cepillo triangular para realizar el cepillado semanal del campo, o una sopladora para la limpieza semanal del perímetro) y contar con empresas especializadas que realicen las tareas para las que su personal no tiene formación, competencia o
medios necesarios. Este es el caso de las actuaciones para la prevención de la Legionela en los sistemas de riego, o el tratamiento especializado de las superficies de césped artificial deportivo.

limpiezacepillado
Durante la aplicación del Plan de Mantenimiento y de una forma continúa aplicaremos la tercera fase de la metodología, que es la de chequear. Básicamente aquí debemos recoger datos de como se están desarrollando las tareas de mantenimiento y si estas surten el resultado que necesitamos o no. Por ejemplo: Hemos previsto un uso semanal de nuestro campo de fútbol de 20 horas semanales, y en base a esto hemos dado una periodicidad quincenal al cepillado rutinario con cepillo triangular y una periodicidad cuatrimestral a las actuaciones de descompactación y cepillado con maquinaria especializada. Pero cuando el campo está en funcionamiento vemos que tenemos 40 horas de uso semanales, y que el sistema de césped artificial está demasiado compactado y la fibra empieza a tumbarse. En este caso debemos aumentar el cepillado rutinario a una vez por semana y las tareas de descompactación, limpieza y cepillado con maquinaria especializada hacerlas trimestralmente. Esto es lo que considera la última fase de la metodología como “Ajustar”, redimensionar las tareas que realizamos en su naturaleza, intensidad o periodicidad para que cumplamos con los objetivos del Plan.
Como parte final de este artículo, en el que queremos dar una visión útil al gestor deportivo, pero desde un punto de vista general, sin entrar en los muchísimos detalles que conlleva realizar un correcto Plan de mantenimiento y gestionarlo, haremos algunas recomendaciones que serán útiles a lo largo del desarrollo de la labor del gestor.
El gestor no tiene por qué ser un experto en superficies de césped artificial, ni pretenderlo. Es cierto que con los años de experiencia se aprende todo, pero en el caso de las superficies deportivas de césped artificial es muy aconsejable apoyarse para el diagnóstico de las mismas en la empresa fabricante del césped y en empresas especializadas en la instalación y mantenimiento de las mismas. Nos serán de gran ayuda a la hora de saber que tratamientos necesitan nuestros campos, con que periodicidad hay que realizarlos y en que  condiciones.
Tener muy en cuenta la seguridad de los equipamientos, sobre todo el anclaje de las porterías y banquillos, así como otros elemento desprendibles como la cristalería de la pista de padel, que pueden dar lugar a desgraciados accidentes. Incluir las tareas de inspección de estos elementos en el Plan de Mantenimiento.
Ser consciente y hacer conscientes a las personas de su organización de la importancia de llevar a cabo un buen Plan de Mantenimiento. En estos tiempos de escasos recursos económicos para gestionar, es más visible que nunca que los recursos invertidos en mantenimiento del parque de instalaciones son los más rentables, ya que nos permiten demorar nuevas reinversiones alargando la
vida de las que ya existen.

Mas info en www.mantenturf.com

El ALEMANIA-KAZAJISTAN, partido correspondiente para la clasificación del MUNIDAL de Fútbol 2014, fase Europea,  se jugara en césped artificial MAX-S- con relleno orgánico de Limonta Sport. El partido tendrá lugar el 22 de Marzo de 2013, a las 19:00 h

Limonta Sport Ibérica es una de las empresas con las que Mantenturf colabora estrechamente, ya que confían en nuestro criterio técnico y en nuestro trabajo para planificar y ejecutar el mantenimiento de los campos de fútbol de césped artificial que han ejecutado en España. Limonta aporta una muy buena garantía a sus clientes sobre los campos que ejecuta, y podemos dar fe de ello, atendiendo y resolviendo cuantos problemas puedan acontecer a lo largo de la vida del campo.

Las superficies de Limonta cuentan con el aval de que esta marca es “FIFA Preferred Producer” (Productor preferido de FIFA), certificación que solo unas pocas empresas pueden lucir en el mundo.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

 

Cuando va a construirse un campo de fútbol de césped artificial, hay que seguir una serie de pasos, desde el diseño de la instalación hasta la puesta en marcha de la misma ya acabada y el mantenimiento posterior. Pero, ¿en qué pasos de este ciclo de vida de diseño-construcción-matenimiento-renovación que tiene la instalación deportiva es donde Mantenturf puede aportar más valor?

Esta es una pregunta que intentamos tener siempre presente en nuestro trabajo, ya que nuestro objetivo es que cualquier propietario, promotor o gestor de un campo de fútbol de césped artificial obtenga el mayor valor cuando cuente con nuestros servicios.

Según el “FIFA Quality Programme” que es el programa de excelencia de la FIFA para las superficies de césped artificial, los pasos claves para obtener una buena instalación deportiva digna de su certificación son:

p12_FPP-USPs-en

Mantenturf aporta su mayor valor en los dos últimos pasos de esta secuencia, es decir, en una instalación experta de las superficies de césped artificial, que garantiza la manifestación de las máximas prestaciones del producto instalado, y en un correcto mantenimiento especializado de las superficies para alargar su vida y preservar sus cualidades.

Pero si tenemos en cuenta que en Mantenturf contamos con Partners o empresas colaboradoras que son fabricantes de referencia mundial de césped artificial, y expertos diseñadores con gran experiencia en la ejecución de obra civil y deportiva, podemos decir que Mantenturf es capaz de añadir valor a todas las fases del proceso de planificación y construcción de una instalación deportiva de césped artificial como campos de hockey, campos de fútbol, clubes de raqueta, etc.

Así que si tiene algún proyecto de este tipo, no se prive de trabajar con los mejores, para nosotros es un honor que nos llamen para pedirnos consejo.

 

Hay que saber cuando llega el momento de renovar la superficie de césped artificial de nuestras pistas de padel. Sobre todo en clubes e instalaciones deportivas privadas, dónde la calidad tiene que ser una constante para no perder socios o ingresos por alquileres.

Está pasando mucho que las superficies deportivas de césped artificial para padel que se han instalado en España en estos años no están durando el tiempo que pensaban los propietarios y fabricantes. A los 2 años hay muchas pistas que ya están inservibles o necesitan una intervención de mantenimiento muy agresiva para poder seguir funcionando. Cuando se supone que 4 años debería ser la vida útil de estas superficies en un uso semanal alto.

Esto ocurre principalmente por la falta de un mantenimiento profesional y bien planificado, y porque los materiales y técnicas con que se han diseñado y fabricado el césped artificial no han sido los más adecuados.

Aunque muchas veces es posible realizar una intervención que llamamos “recuperación de la pista”, en la que se busca que la superficie vuelva a tener sus propiedades de agarre y comodidad en el juego que ha perdido por el uso y la falta de mantenimiento. Otras veces es necesario cambiar la superficie porque no es viable recuperar el césped artificial debido a su estado.

A la hora de renovar la pista es bueno recordar los errores que se pudieron cometer en el pasado, y apostar por confiar en una empresa solvente que nos asesore. A veces es mejor gastarse 300 o 400 € más en la renovación de la pista y colocar un producto de calidad que nos durará 2 o 3 años más que el más económico.

 Además de los modelos de césped fibrilado que se han puesto en casi todas las pistas, existen los nuevos modelos de monofilamento, que aunque algo más caro también es más duradero.
 Y recuerde no olvidar que hay que preveer un buen plan de mantenimiento para que las pistas que se renueven duren mucho más que las anteriores.
  La renovación de su pista no tiene por que ser cara, consultenos y verá que precios tan competitivos. Escribanos a info@mantenturf.com o contáctenos en el 952 739375, y solicite fichas técnicas y presupuesto.

Pacientes de Salud Mental de el Hospital de Día de El Cónsul juegan al fútbol en un campo de césped artificial contigüo al hospital una vez a la semana como parte del tratamiento.

“Las instalaciones están estupendas, tenemos un campo de césped artificial y hay buen rollo en el equipo. Los terapeutas también son jugadores. Nos lo pasamos pipa”. Así habla un paciente de su tratamiento. Daniel Henares es usuario del Hospital de Día de Salud Mental de El Cónsul y jugar al fútbol forma parte de su terapia. La iniciativa se desarrolla desde que se abrió el dispositivo hace cuatro años. Los pacientes entrenan en unas instalaciones contiguas al centro sanitario. “Las actividades deben tener un objetivo, pero deben ser amenas y dinámicas, de lo contrario la motivación cae. Esta actividad cohesiona mucho y adhiere al Hospital de Día. Es una buena forma de que se integren en un grupo en un entorno social agradable”, explica Carlos Vilches, terapeuta ocupacional del centro.

 

La actividad se lleva a cabo los martes de 10:00 a 12:00. Incluye calentamiento, análisis de estrategia y partido de fútbol. Está dirigida a jóvenes con trastornos psicóticos en fases iniciales. Por eso, el grupo es bastante homogéneo. Está formado por pacientes de entre 20 y 30 años. “Incluso a veces se apunta alguna chica”, cuenta Rafael Olalla, otro de los usuarios del Hospital de Día. Y añade: “Es una actividad entretenida. Sirve para que nos conozcamos más entre los pacientes y para hacer deporte. Luego, cuando te duchas, te relajas”.

 

El objetivo de esta terapia sobre césped artificial es lograr la adaptación al centro, potenciar la actividad física, mejorar la autoestima, aumentar las capacidades psicomotoras y las habilidades de comunicación.

 

Los profesionales destacan la práctica deportiva como fundamental en la rehabilitación de los pacientes porque crea hábitos saludables tanto físicos como psicológicos y sociales. “Es un importante vehículo para la interacción consigo mismo, con el entorno y con el resto de los compañeros”, destaca el Clínico, centro del que depende el Hospital de Día de Salud Mental de El Cónsul.

Extraído de MalagaHoy. Autora: Leonor García.

En la Circular Nº 2  de la Temporada 2012 – 2013 de la Federación Sevillana de Fútbol, perteneciente a la Federación Andaluza de Fútbol, se introducen una serie de novedades relacionadas con el reglamento de juego para todas las categorías de F11. Hay una en especial que queremos reseñar:

logo-faf-internet

“3.- Los terrenos de juego deberán constar un área técnica debidamente señalizada en la zona de banquillos.”

La mayoría de campos de fútbol en los que se juega en Sevilla son de césped artificial. La mayoría de estos campos no disponen de este marcaje especifico de las áreas técnicas de los banquillos, ya que no estaba previsto normalmente cuando se instaló el césped artificial del terreno de juego. Pero ahora es un requisito a cumplir de forma obligatoria.

Han sido ya varias las llamadas de clubes y ayuntamientos a Mantenturf pidiéndonos las posibles opciones para adaptarse a este cambio del reglamento.

Existen varias opciones:

– Pintar los marcajes con pintura al agua sobre el césped.

– Poner unos marcajes adhesivos solo para disputar los partidos.

Cajear e instalar unas lineas de marcaje definitivas de césped artificial blanco.

Las dos primeras opciones son malas soluciones: la primera porque con el tiempo la pintura se difumina, deja sedimentos en el césped y lo afea de forma irremediable. La segunda por lo complicado de adherir una cinta al césped y el tiempo que hay que invertir en hacerlo en cada encuentro.

La tercera es la solución que estamos adoptando, pues con un sistema de corte adecuado, conseguimos insertar lineas blancas de césped artificial, que una vez instaladas y recebadas son definitivas y pasan a formar parte del campo como todas las demás. Esto es posible de realizar gracias a la técnica y experiencia acumulada por los profesionales de Mantenturf. No aconsejamos que se realice este trabajo por la propiedad o por empresas no especializadas.

 

Tras las pasadas inundaciones ocurridas en Málaga, uno de los campos de fútbol de césped artificial que mantenemos, el de Villanueva del Trabuco, se vió seriamente afectado. Una de las bandas se anegó de lodo, quedando el sistema contaminado.

Este era el estado del campo cuando fuimos a valorar los daños:

IMG_3336 IMG_3339

El barro o lodo introducido en el campo contamina el sistema de césped artificial de tal manera que este pierde completamente sus  propiedades: deja de amortiguar por su endurecimiento, las tracciones y rotaciones ya no son suavizadas, pierde su higiene, entierra la fibra y convierte la superficie en impracticable.

Tras la valoración inicial, y tras varios ensayos con nuestra maquinaria especializada, descartamos que fuera viable la limpieza de los rellenos de caucho y arena, dado el nivel de infiltración del lodo.
Por lo tanto solo quedaban dos opciones:

– Quitar todo el sistema de césped artificial y reponerlo de nuevo (césped y rellenos).
– Intentar sustraer del campo los rellenos contaminados y aportar nuevos (arena y caucho sbr).

Se valoró que la segunda opción, si bien parece que más laboriosa y complicada, también era más económica.
La primera opción realmente era difícil de hacer, ya que el césped artificial de este campo es un modelo muy específico que difícilmente podríamos encontrar reponerlo, y siempre se notaría el cambio de altura de la fibra de la nueva a la existente, dado que el campo tiene 6 años de vida.

Lo complicado de este trabajo era diseñar una forma de retirar los rellenos de caucho y arena contaminados (que se habian convertido en una masa de barro) sin dañar el césped artificial).

Tras varias pruebas dimos con la fórmula para retirar unas 5 toneladas de rellenos contaminados.

Una vez limpia la zona, procedimos a recebar el campo con las cantidades adecuadas de arena y caucho sbr, por medios mecánicos especializados.

El resultado ha sido plenamente satisfactorio, tanto que ahora los jugadores aprecian que la banda que hemos regenerado tiene mejores propiedades de amortiguación que el resto del campo. Es normal, ya que esta zona es ahora mismo como un campo recién hecho, con sus propiedades intactas.

Este fue el resultado:

Resultado recuperación campo de fútbol